Globos Resistente al calor


Calor Latente y Específico

Cuando aportamos calor a cualquier material, es decir, lo calentamos, éste lo acumula aumentando su temperatura, proporcionalmente a una constante propia de cada material que se denomina calor específico.

Sin embargo, llega un momento en que la temperatura del material se mantiene y todo el calor aplicado, y por ende almacenado, es utilizado para el reordenamiento de las moléculas y/o átomos que constituyen el material, cambiando así de estado (sólido, líquido, gas, plasma). A esta cantidad de calor necesaria se le denomina calor latente.
Material:

- Un mechero
- Una vela
- Un par de globos de plástico
- Agua

Montaje:

- Llenar dos globos, uno con aire y otro con agua.
- Encender la vela con el mechero.
- Acercar ambos globos a la llama.

Explicación:

Cuando acercamos el globo lleno de aire a la llama, éste explota inmediatamente. Esto es así porque el conjunto adquiere rápidamente la temperatura de la llama, que va desde los 800 ºC, en su parte rojiza, a los 1.400 ºC, en su parte azulada. A esta temperatura, el plástico con que está elaborado el globo, el polietileno, se funde ya que su punto de fusión está en torno a los 110 ºC, dependiendo de la densidad.



Al acercar el globo lleno de agua a la llama, el calor de la llama es absorbido por el plástico y por el agua. Pero al llegar a 100 ºC, el agua absorbe toda la energía necesaria para cambiar de estado, de líquido a gas. Con ello, la temperatura del conjunto no sube por encima de este valor y el polietileno no se funde.

Referencias:
http://fq-experimentos.blogspot.com