Científicos españoles descubren el mecanismo que origina los sueños

Un equipo multidisciplinar del Hospital Universitario Central de Asturias (HUCA) ha descubierto unas ondas del cerebro, hasta ahora desconocidas en humanos, que ayudan a forjar los sueños, al recuperar escenas de la realidad propia de cada persona, lo que puede ser útil frente a patologías en este campo.
La investigación ha permitido ver aspectos hasta ahora desconocidos de la actividad cerebral durante el sueño de los humanos, y su resultado ha sido ya publicado el mes pasado en la revista especializada americana Sleep.
Fernando Fernández, del servicio de Neurofisiología Clínica del HUCA, ha subrayado que los investigadores han determinado que el ser humano cuando duerme puede aprender virtualmente y también han descubierto que este hallazgo puede ser útil para la solución de algunas patologías relacionadas con el sueño.
Los trabajos han sido desarrollados desde 2003 a 2008 por este equipo del HUCA, con la colaboración de las universidades Complutense y Autónoma de Madrid y de California. Fernando Fernández ha destacado que es "poco común" una investigación tan larga en la ciencia médica y que se trata de un hallazgo en una cuestión que durante cincuenta años sólo se creía posible en los gatos.
También en los gatosEn concreto, se han descubierto las ondas PGO (Ponto-Genicular-Occipitales) del tálamo y la corteza cerebral que son aquellas que ayudan a forjar los sueños y seleccionan imágenes que han formando parte de la realidad personal.
Fernández ha dicho que hace más de cincuenta años se ha demostrado que estas ondas, existentes en los gatos, están relacionadas con la consolidación de la memoria y del aprendizaje, pero es la primera vez que se registran, se demuestran y se identifican en el ser humano.
Asimismo, Fernández ha explicado que "todos los movimientos que realiza el individuo durante el día los va a reproducir durante la noche, incluso uno mismo puede inducirse qué soñar". Además, ha añadido que también algunos problemas psicológicos se pueden solventar tratando de soñar con ellos de manera subconsciente.
Por otro lado, ha explicado que el trabajo de investigación ha hecho comprender que mientras el ser humano duerme no está inconsciente sino que están "reproduciendo la imaginería".

Fuente: http://www.abc.es/20091030/ciencia-tecnologia-biologia-neurociencia/imagenes-sonamos-forman-parte-200910301626.html